Sábado, Diciembre 10, 2022

Apretar en cruz: el truco para cambiar una rueda como un profesional

cambiar-rueda

Bien sea por un mal estado del asfalto, del neumático o de cualquier otra incidencia que nos surja en carretera, tarde o tempranos nos podemos ver obligados a realizar un cambio de rueda. Si se da el caso, teniendo en cuenta que no es algo que hagamos todos los días, puede que afloren los nervios y no encontremos una forma correcta de hacerlo, sino más bien de salir del paso lo antes posible y volver a la carretera en condiciones de seguridad cuanto antes.

Pues bien, si quieres interiorizar cómo sería cambiar la rueda como un profesional, para que la siguiente vez que te toque hacerlo lo hagas de la mejor forma, este artículo es para ti.

Las ventajas de apretar en cruz

Una vez que hayas desmontado la rueda a cambiar y hayas colocado la de repuesto, hay varias formas de colocar los tornillos de vuelta en la llanta. Una de las más útiles es apretar en cruz, ya que de esta forma podemos repartir mejor las cargas, asegurando así un equilibrio entre los ejes de los tornillos a la vez que apretamos de forma lo más uniforme posible. Por ejemplo, primero el de la derecha, izquierda, abajo y arriba en llantas con cuatro tornillos.

En esencia, consiste en apretar un tornillo e, inmediatamente después, su opuesto y así seguidamente. Debes apretar con fuerza hasta el tope del tornillo. Revisa cada uno de ellos antes de bajar el coche. Una vez estén apretados los tornillos, baja el coche poco a poco y con suavidad. Cuando el coche esté en el suelo, vuelve a apretar los tornillos al máximo.

Esta secuencia de apriete no es exclusiva de la automoción, sino que se utiliza en la industria para cualquier apriete dado en una máquina, valvula etcétera. De este modo, se aprieta la superficie por igual para que se vayan rindiendo todos por igual. Proporciona una distribución y un apriete del par más uniformes, y cuando se logra con un par incremental, proporciona un par casi uniforme a través de todas las fijaciones de los componentes sin un par excesivo en una pequeña cantidad de tornillos. Si te lo estabas preguntando, para aflojar los tornillos deberíamos usar un patrón circular en el sentido de las agujas del reloj.

Otros consejos para cambiar una rueda

Los tornillos, tuercas y otras piezas roscadas tienen que apretarse hasta lo que se llama su par de apriete. Es un par de fuerzas (el apriete contra la resistencia del tornillo o tuerca) y, por tanto, se expresa en unidades de fuerza por distancia de giro. Es usual, por tanto, encontrarte que los pares de apriete vienen en Nm (Newton por metro), Kgf-m (Kilogramos fuerza por metro) e incluso en algunos casos en medidas inglesas tales como Lbs-ft (Libras por pie) o Lbs-in (libras por pulgada).

El valor de par óptimo para tu automóvil o llantas montadas se puede encontrar en el manual del vehículo. Depende del modelo de automóvil, el tamaño de la llanta, el diseño (llantas de aluminio o acero) y la cantidad de tornillos.

 

Fuente: adslzone

 

¿Quién está en línea?

Hay 143 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

13680570
Hoy Hoy 14
Ayer Ayer 963
Esta semana Esta semana 4909
Este mes Este mes 9077
Total de Visitas Total de Visitas 13680570

Día con más
visitantes

11-30-2022 : 1383

Gracias por su visita