Jueves, Octubre 06, 2022

El mejor truco para evitar que te roben el coche

mejor-truco-evitar-roben-coche

El robo de vehículos es un negocio cada vez más fructífero para los que viven de él. Así, descubrir que nuestro coche ha sido forzado, independientemente de que tengamos un seguro, es siempre una experiencia desagradable y complicada, por lo tanto es conveniente tener en cuenta algunas medidas preventivas para disuadir a los ladrones y evitar que roben tu coche. ¿Lo mejor de todo? De una forma sencilla (y gratuita).

Reforzar la seguridad del coche no es complicado

En no pocas ocasiones, los robos de coches se producen por un descuido del propietario al dejar las llaves puestas en el vehículo durante el repostaje en una gasolinera o al bajar a comprar algo de forma rápida en una tienda. En otras, la sustracción no afecta al vehículo, sino a los enseres del interior o el maletero.

Ambas situaciones suelen suponer un serio inconveniente, pero existen formas de evitarlo, o al menos de minimizar las probabilidades de que ocurra. Porque sí; no todo está perdido, ni mucho menos. Y para lograrlo (y que nunca puedan intentar el logro de robar tu coche y lo que hay dentro) lo podemos hacer todo de una manera totalmente gratuita.

O lo que es lo mismo; reforzar la seguridad del vehículo no siempre tiene que ser complicado ni caro. Con estos sencillos gestos o tips lo conseguirás y, de paso, lograrás evitar que te roben dentro del coche o el propio coche.

Hay soluciones antirrobo muy eficaces

En ello, lo cierto es que existen situaciones que se dan más de lo habitual, que se refieren a los robos en los coches. Escuchar que «me han robado el bolso en el coche» no es nada agradable. De inmediato pensamos que eso se va a solucionar con nuestro seguro de automóvil contratado, pero la gran mayoría de las aseguradoras lo que hacen es cubrir el robo de los accesorios del coche. Pero todo ello siempre y cuando sean en serie y se hayan declarado en la póliza.

Actualmente algunas marcas como Tesla disponen de soluciones antirrobo muy eficaces, sin embargo, depender a un nivel muy alto de la tecnología nos puede hacer más vulnerables y pasarnos factura frente a los amantes de lo ajeno.

El trilero de las bujías

El primer truco quizá no es cómodo como para que lo hagas todos los días, pero sí lo puedes poner en práctica si vas a dejar tu coche de gasolina aparcado durante varios días sin tocarlo. Se trata de abrir el capó, desconectar dos cables de bujías que estén próximos entre sí de sus respectivas bujías e intercambiarlos.

Como la chispa llegará en un orden de encendido incorrecto al motor el coche no arrancará, al menos siempre que sea un tres o cuatro cilindros. El ladrón se llevará las manos a la cabeza; «¿por qué no arranca si tiene batería y gasolina?»… No lo entenderá.

Es más, si tuviera tiempo y pudiera incluso abrir el capó para echar un vistazo (por ejemplo, por estar en un garaje en plena noche), no llegaría a adivinar la avería. Eso sí, tienes que acordarte bien de cuál es el orden auténtico de los cables cuando vayas a coger por fin el coche, porque si no tú tampoco serás capaz de ponerlo en marcha.

Comprueba que has cerrado bien

Por obvio que parezca, el evitar que nos roben también forma parte de esto. Y es que a menudo solemos estar pendientes de varias cosas a la vez y tener un despiste no es algo raro. Ya sea para periodos más largos como si aparcas un momento para entrar y salir en cualquier establecimiento, apaga el motor del coche, cierra la puerta con el mando y tira para ver si la puerta está cerrada.

Es importante que lo compruebes de manera manual porque en algunas ocasiones los mandos a distancia no funcionan correctamente, bien porque hay inhibidores de radiofrecuencia cerca u otros motivos.

No dejes objetos a la vista

Para lograr que tu coche pase lo más desapercibido posible es fundamental no dejar objetos a la vista, especialmente si son de valor. Lo que queremos es pasar desapercibidos para los ladrones, así que dejar un bolso, unas fundas de gafas, el soporte del navegador móvil o cualquier objeto de valor en el asiento del coche es el primer paso para que se fijen en tu vehículo.

Lo mejor es no dejar nada en el interior, pero si no hay más remedio es preferible guardarlo en el maletero antes de llegar al aparcamiento para evitar que puedan estar vigilándote.

Bloquea el volante

Otro accesorio que no vendrá mal para aumentar la seguridad es recurrir, además de otras medidas, a un buen sistema de bloqueo de volante. Es una solución sencilla, no definitiva pero sí bien visible para los ladrones desde el exterior del vehículo, y que suele hacer desistir del intento de robo por las complicaciones añadidas que supone.

Tampoco son infalibles, pero también suelen disuadir a los ladrones. Se trata de unos bloqueadores mecánicos que se instalan en las ruedas, similares a los que utiliza la policía para inmovilizar los coches mal aparcados, y que impiden que el vehículo pueda desplazarse, incluso empujándolo o remolcándolo. Consiste en una abrazadera a modo de pinza que se fija a una de las ruedas del coche y que solo se puede liberar con una llave especial.

Evita aparcarlo en cualquier sitio

Sabemos que en ocasiones cuesta encontrar aparcamiento en la calle, pero para impedir que te roben el coche, una de las mejores formas es evitar aquellos huecos donde el coche no tenga un edificio residencial delante. El ladrón quiere ahorrarse enfrentamientos y siempre teme que el propietario, viéndolo desde su ventana, baje corriendo y le obligue a salir huyendo.

De paso, siempre que veas cristales rotos junto a la acera olvídate de dejar allí el coche; cuando a un ladrón le ha ido bien en un sitio, siempre tiende a volver.

 

Fuente: adslzone

¿Quién está en línea?

Hay 139 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

13606830
Hoy Hoy 822
Ayer Ayer 1175
Esta semana Esta semana 4268
Este mes Este mes 6433
Total de Visitas Total de Visitas 13606830

Día con más
visitantes

09-26-2022 : 1364

Gracias por su visita