Miércoles, Noviembre 30, 2022

¿Toda la fibra óptica es igual? Comparativa entre FTTH y HFC

FTTH

La fibra óptica es el nombre generalmente utilizado por los usuarios para conectarse a Internet desde casa de forma rápida y eficaz. Alcanza velocidades máximas y supone un gran avance desde las conexiones ADSL, por ejemplo. Pero en realidad no basta con referirse a este tipo de tecnología como “fibra óptica” ya que se usa de forma generalizada y hay varias tecnologías diferentes: la fibra óptica o FTTH hasta el hogar o el cable HFC. Repasamos qué es FTTH y cuáles son sus diferencias con el HFC, cuáles son sus características o las ventajas e inconvenientes de cada una de las dos opciones mencionadas o qué operadores ofrecen cada una de ellas.

Actualmente, si queremos acceder a Internet de la forma más rápida posible, apostamos por la fibra óptica. Pero dentro de esta opción, hay dos tecnologías diferentes que usan los distintos operadores para llegar hasta tu hogar. Por un lado, el FTTH usado por la fibra de Movistar, MásMóvil y de Orange. Por otro, el HFC utilizado por Vodafone o por las cableras del norte. Te explicamos qué son, para qué sirve o cuáles son las diferencias entre FTTH y el HFC. FTTH significa Fiber to the home. Es decir, fibra óptica hasta el hogar. En el caso de HFC significa Hybrid Fiber Coaxial o Híbrido de Fibra-Coaxial. La principal diferencia entre ambas es que en el primero el cable de fibra entra hasta casa y en el segundo no. En este último caso, la fibra se queda en el nodo y hasta la casa llega un cable coaxial que permite la conexión.

Tipos de Fibra

Se suele hablar denominar fibra a todos los tipos FTTx pero hay varios tipos diferentes, entre los que se encuentra la FTTH y el HFC. El término genérico FTTx se refiere a cualquier acceso de banda ancha sobre fibra óptica que sustituya total o parcialmente el cobre. Pero el carácter final puede terminar hasta qué punto lo sustituye o cuáles son las configuraciones.

  • FTTH – Fiber-to-the-home: la fibra llega y entra en casa (a la que aquí nos referimos)
  • FTTB – Fiber-to-the-building: la fibra llega al edificio y se distribuye a través de cobre o cable de red hasta llegar a casa casa
  • FTTN – Fiber-to-the-node: la fibra llega hasta un nodo y de ahí enlaza con la casa con otro tipo de cable como cobre o coaxial (HFC)
  • FTTC – Fiber-to-the-cabinet: la fibra llega más cerca del edificio, a un máximo de 300 metros.
  • FTTA – Fiber-to-the-antenna: lleva la fibra hasta las antenas de telefonía para darnos alta velocidad.

FTTx

¿Qué es FTTH o fibra hasta el hogar?

Uno de los tipos de fibra mencionados es el FTTH que llega hasta el hogar, la fibra óptica hasta el hogar nos ofrece mayor velocidad y llega a nuestra casa sin pérdidas. Al ser un tipo de red que accede directamente hasta nuestro hogar, no se pierde la velocidad y si hacemos un test de velocidad veremos que la conexión por cable puede ser incluso mayor a la contratada.

La fibra consiste en una instalación de hilo fabricado con material transparente que puede ser de vidrio o de plástico. Se trata de redes puras de fibra compuestas por cable de fibra óptica que llegan directamente hasta dentro del hogar. Permiten una baja atenuación y una alta capacidad para transportar datos. Estos factores se traducen, para el usuario, como varios kilómetros de cableado sin que la señal pierda potencia. También nos beneficiamos de una gran velocidad gracias a un gran ancho de banda disponible que llega intacto hasta el hogar.ç

Otro de los puntos a favor de la FTTH es que es inmune a las interferencias electromagnéticas debido a que estos cables de fibra transportan fotones de luz en lugar de corrientes eléctricas. Esto supone una diferencia importante con las conexiones de fibra coaxial, ya que los cables de cobre sí que envían señal eléctrica. Por tanto, cabe la posibilidad de que se produzcan interferencias o que la velocidad de la señal no sea completamente uniforme.

FTTH-Grafico

Como inconveniente, la tecnología de fibra óptica hasta el hogar puede llegar a ser más delicada o costosa si la comparamos con otros métodos como el cable coaxial.

A pesar de no contar exclusivamente con ventajas, el éxito de las redes FTTx en España es notable en los últimos años ya que cuenta con el apoyo de las Administraciones públicas (con la aprobación de la Agenda Digital para España en el año 2013) y con la demanda de servicios de banda ancha por parte de los clientes que buscan siempre la mayor calidad, velocidad y efectividad a la hora de contratar Internet en casa.

La instalación

Para instalar la fibra óptica hasta el hogar hay un registro principal por Movistar que se conecta con el punto de distribución de cables de fibra óptica. Aquí, en ese punto, se fusiona con el cable que va a cada vivienda y lo lleva desde el edifico a cada hogar. Una vez dentro de la casa, como habrás visto si tienes este tipo de red, hay una roseta óptica que sirve para para conectar el latiguillo de fibra directamente al ONT o al router (con ONT integrada). Una vez conectado al router, ya podrás disfrutar de la mejor velocidad a través de cable o a través de conexión inalámbrica.

ftth

¿Qué es HFC o fibra híbrida coaxial?

Durante los años ochenta en Estados Unidos los operadores de televisión por cable tenían tal demanda que hacía falta encontrar una solución asequible para llegar a todas las casas. Una solución barata que consistía en llevar la fibra hasta el barrio y, una vez en él, se repartía el cableado por los distintos hogares para llegar a cada casa. Así se construyó una red híbrida que con el paso del tiempo ha seguido utilizándose y que integra cables de fibra óptica junto con cables coaxiales.

Fotolia-67002479-X

La fibra híbrida coaxial es una red que incorpora fibra óptica pero no llega hasta tu hogar. Antes de llegar, se utiliza un cable coaxial que es el que distribuye la red por todas las casas de tu edificio o de tu barrio. Hay una primera parte que conecta la fibra óptica con los nodos zonales y una segunda parte que conecta el nodo zonal con tu casa con cable coaxial. En la mayoría de los casos, este cable coaxial sólo está en el último tramo que llega desde el barrio o la urbanización hasta la casa y es el que enchufamos al router.

También hay diferencias en la forma de transportar los datos: se envían a través de señales eléctricas y pueden ser susceptible de sufrir interferencias electromagnéticas o empeorar la señal en el cable, debido a la longitud de los mismos hasta llegar a casa y que requiere, en muchas ocasiones, que haya que hacer uso de amplificadores o regeneradores.

fibra-FTTH-HFC

Estándar DOCSIS

Para entender algo más sobre los sistemas de cable coaxial o HFC debemos entender también qué es DOCSIS o cuyas siglas significa Data Over Cable Service Interface Specification (Especificación de Interfaz para Servicios de Datos por Cable). DOCSIS se lanzó en su primera versión a finales de los noventa, en 1997. Se trata de un estándar que es utilizado a día de hoy por algunos operadores para conseguir el acceso a Internet a través de HFC o fibra coaxial y no FTTH como tal.

Desde 1997 hasta hoy han ido mejorándose las versiones siendo la última de marzo de 2014 donde las conexiones de cable casi alcanzan las capacidades de las redes de fibra FTTH “puras” que no utilizan este cable coaxial para llegar a nuestro hogar. Lo que nos proporciona este estándar son una serie de requisitos necesarios para que se consiga la mayor velocidad posible a través de estos cables. Los requisitos han ido avanzando hasta nuestros días y conseguimos mayor velocidad y reducción en costes, ahorro de energía, etc.

Instalación de HFC

La instalación es diferente a la anterior ya que en el cuarto de comunicaciones del edificio no veremos una instalación tan compleja como en el caso de la fibra óptica. En este caso simplemente veremos un splitter coaxial con las salidas correspondientes a la vivienda por planta. Habrá una de estas instalaciones en cada planta del edificio junto con la instalación principal que estará oculta en el bloque y es la que da salida a todos los cables coaxiales.

Como puedes ver en la foto que tienes justo a continuación, este splitter tiene dos cables, lo que indica que en esa planta del edificio son dos las viviendas existentes y que están conectadas a él. A nuestro hogar, este cable entra hasta otro dispositivo conocido como aislador, que se encuentra en la caja de telecomunicaciones de nuestro hogar. De este aislador saldrá otro cable coaxial hasta la estancia donde tengamos instalado nuestro router y el sintonizador de televisión, motivo por el cual siempre el instalador nos recomienda que tengamos el router en un lugar lo más cercano posible a la televisión principal de nuestro hogar.

Splitter-HFC

Diferencias

Como hemos explicado, la principal diferencia entre ambas está en el final del cable de fibra óptica. Uno llega hasta casa, otro se queda a mitad de camino y es un cable coaxial el que la trae hasta nosotros. Es decir, la fibra FTTH llega directamente a nuestras casas, pero se trata de un material delicado o más costoso. En el caso de las redes de tipo HFC, el último tramo hasta nuestra casa funciona con un cable coaxial más resistente y más económico. En este último caso, la fibra llega sólo hasta nuestra urbanización o nuestro barrio y el cable coaxial es que el que la transporta directamente hasta nuestra casa.

Las tecnologías HFC utilizan dos tipos de cables diferentes (uno hasta casa y el otro con fibra hasta cerca de la misma) y permite llegar a lugares más remotos y a mayor distancia. También tiene como ventaja que se trata de una instalación menos costosa o delicada que la fibra óptica hasta el hogar ya que puede instalarse sin ningún problema por las fachadas de los edificios. Aunque no todo son ventajas, claro: la señal eléctrica puede afectarse por interferencias electromagnéticas y la velocidad puede ser menor según la longitud del cableado.

Por su parte, las tecnologías FTTC son inmunes a las interferencias y la velocidad apenas disminuye y puede alcanzar varios kilómetros sin sufrir ningún problema. Eso sí, el coste de despliegue es más elevado ya que requiere acceso a las verticales de los edificios y su instalación en zonas remotas supone una inversión mucho mayor ya que no cuentas con nodos que amplifiquen o recorten la distancia con cable coaxial.

¿Qué es mejor? ¿Qué tengo?

Más allá de saber las diferencias, hay otras preguntas que podemos resolver. Ya te hemos explicado a lo largo de este texto los distintos tipos de fibra además del proceso de instalación que acompaña a cada uno. Ahora bien, con esta información sobre la mesa, ¿qué tipo de fibra me conviene más? Puede que ni siquiera puedas elegir (en la mayoría de los casos) pero conviene que sepamos las ventajas y desventajas, que sepamos qué suele ofrecer cada operador o que sepas cómo puedes saber si en casa tienes FTTH o tienes HFC.

¿Qué me conviene más?

A continuación, vamos a ayudarte a tomar una decisión. En primer lugar, la fibra FTTH es mucho más rápida y eficaz armada además con una señal más resistente ante posibles interferencias. Sin embargo, su instalación es mucho menos económica que la HFC por lo que, si tienes un presupuesto especialmente ajustado, te recomendamos optar por la HFC.

Asimismo, la HFC tiende a ofrecer una experiencia más estable frente a la rapidez de la FTTH que, precisamente por ello, suele ir de la mano de cierta inestabilidad en su servicio. Es por ello que también te aconsejamos tener esto en cuenta a la hora de elegir un tipo de fibra u otro. En cualquier caso, en España no todos los operadores ofrecen el mismo tipo de tecnología, por lo que vamos a pasar a analizar qué ofrece cada uno de ellos y, en función de esto, cuál se puede adaptar más (o menos) a tus necesidades como potencial cliente y usuario.

¿Qué ofrecen los operadores?

Contratamos ofertas de fibra sin más, pero no nos paramos a ver qué ofrecen cada uno. En España, las principales redes HFC de cable las recogen Vodafone y el Grupo Euskaltel (con las tres principales cableras del norte) aunque estos también ofrecen fibra hasta el hogar. Aunque aún se ofrece este tipo de tecnología, no se espera que en un futuro haya un mayor despliegue ya que no puede competir directamente con las opciones y ventajas que nos ofrece la fibra como, por ejemplo, la simetría…

¿Qué ofrece cada uno? Estos datos pueden cambiar según el momento en el que consultes estas líneas, pero en la actualidad:

  • Movistar ofrece FTTH.
  • Orange ofrece FTTH.
  • Más Móvil ofrece FTTH.
  • Vodafone ofrece FTTH y HFC
  • Euskaltel ofrece HFC, aunque también, en menor medida, FTTH

Cómo saber si tengo en casa FTTH o HFC

Fijándote en la instalación que tienes en casa podrás salir de dudas rápidamente sobre si lo que tienes es FTTH o, por el contrario, HFC. Aunque muchos operadores no ofrecen HFC, es posible que te surjan dudas tras leer este artículo y quieras comprobarlo. Si echas un vistazo a tu instalación, verás que el HFC se caracteriza por utilizar splitters como el que puedes ver en fotografías anteriores. Son divisores de señal que te indicarán que estás usando esta tecnología si los tienes en la instalación.

También puedes comprobar los cables y la instalación que hay dentro de casa. Por ejemplo, en el caso de apostar por HFC entra un aislador hasta tu casa y en el caso del FTTH tendrás una roseta óptica. Es una roseta cuadrada blanca con un cable fino que llega hasta el router. Y son bastante diferentes entre sí, como puedes ver en imágenes anteriores.

Despliegue actual de la fibra en España y futuro

Aunque a algunas personas le pueda parecer lo contrario, lo cierto es que España es uno de los países punteros en lo que se refiere al despliegue de fibra óptica a nivel mundial. Mientras que hace unos años en nuestro país contábamos con conexiones ADSL bastante mediocres, lo cierto es que en los últimos años se ha realizado un gran trabajo en el despliegue de cobertura de fibra.

Tanto es así que, según las cifras publicadas por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) a mediados de este año 2021, la tecnología más utilizada para llevar la conexión de fibra hasta los hogares españoles es sin duda el FTTH o fibra óptica, estas conexiones alcanzaron los 11,7 millones de líneas a finales de febrero del mismo año. Con ello, se incrementan las líneas en 1,3 millones con respecto al año anterior. Además, es destacable que se han perdido 0,7 millones de líneas con la tecnología DSL. El 81,8% del total de líneas son de Vodafone (con Ono), Movistar y Orange (con Jazztel).

Además, durante el mes de enero de 2022 más de 12,8 millones de hogares españoles contaban con una línea de fibra óptica de última generación. Por tanto, disponían de banda ancha en su vivienda. Si comparamos las cifras con las del año anterior, son 1,2 millones de líneas más. Se espera que esta cifra de usuarios siga aumentando hasta el año 2026, donde se estima que el país podría alcanzar los 16 millones de usuarios suscritos a la red de fibra.

Por su parte, el HFC o híbrido de coaxial y fibra, cuenta con unos 10 millones de accesos instalados. Uniendo ambos datos, podríamos decir que en nuestro país se ofrece una buena cobertura, aunque según las expectativas de los propios operadores, será poco antes del año 2024 cuando la fibra llega a todos los hogares españoles, salvo casos muy excepcionales y aislados en zonas remotas.

Esto es algo que puedes comprobar fácilmente en los mapas de zonas blancas o grises, en la información sobre los operadores y otros.

Situación frente a otros países

Si lo comparamos con otros países europeos, según el índice de Economía y Sociedad Digital 2020, España ocupa el número 11 en Europa y está por encima de países como Italia, Alemania o Francia. Ahora bien, si no fuese por el capital humano, que sigue siendo uno de los caballos de batalla en nuestro país, fácilmente estaríamos unos cuantos más arriba en el ranking de conectividad.

Y es que España es el segundo país europeo con los mejores servicios públicos digitales y el quinto con la mejor conectividad. Este índice se establece en función de varios indicadores, como la integración de la tecnología digital, los servicios públicos digitales, la conectividad, el uso de Internet y el capital humano mencionado anteriormente. Ahora bien, el despliegue de fibra óptica hasta el hogar, FTTH, se sitúa ya en el 80%, valor por encima de la media europea

¿Y el futuro?

Los operadores establecidos en varios países han modificado su estrategia para poder implementar soluciones FTTH en vez de seguir el desarrollo de redes heredadas basadas en cable o cobre. Las telecomunicaciones están en auge y las necesidades de los hogares están creciendo, así como la propia tecnología que conforme avanza requerirá velocidades más altas y ahí es donde puede actuar la fibra FTTH capaz de transmitir grandes cantidades de datos, especialmente con el internet de las cosas, el big data, streaming de alta calidad, juegos online cada vez más realistas y muchas otras existentes o que nos esperan. Conforme vayamos necesitando mayores velocidades de conexión, y vamos en camino, esta será la solución a la que se recurra. Puede que en el futuro los cables coaxiales no puedan atender a la demanda existente, y esto es algo que ya se empieza a ver más allá de España.

De hecho, los operadores de nuestro país se han propuesto que para 2024 haya una cobertura total en la península española. Eso implicará que durante estos años se produzca un despliegue sin precedentes, asegurando que cada pueblo español tenga acceso a una buena conexión de internet. Para ello se valdrán de planes y ayudas del gobierno como pueden ser el programa 300×100, con el que se pretende que la fibra de 300 mb llegue al 100% de la población española. Eso sí, hay que tener en cuenta que en las zonas más alejadas o más aislada del territorio probablemente no puedan acceder a esto, pero con otro tipo de soluciones complementarias es más plausible que este ambicioso plan se lleve a cabo.

La fibra oscura: la gran desconocida

Más allá de las diferencias entre FTTH y HFC, la instalación de la fibra suele ser compleja y eso hace que aparezca la fibra oscura, kilómetros y kilómetros de red instalada que no está en uso y que se denomina fibra oscura. ¿Qué es la fibra oscura? ¿Para qué sirve y qué funciones cumple? La fibra oscura mueve millones de euros y tiene ventajas como mayor velocidad o previsión de futuro cuando se sature la fibra que está en uso. Te explicamos qué es, cuál es su objetivo o por qué está instalada.

Quizá hayas oído hablar de este término, fibra oscura, y no sepas a qué se refiere. No tiene nada de oculto ni de operación gubernamental encubierta ni tiene ningún misterio detrás. Se denomina oscura a la fibra que está desplegada pero que aún no ha sido ‘iluminada’, es decir, activada para su uso. Esto no quiere decir que esa fibra no sirva para nada o que sea un derroche tener miles de kilómetros de fibra oscura desplegados por España. Se trata de una previsión de futuro, así la infraestructura queda lista y los futuros clientes pueden alquilarla y darle el uso que mejor les convenga.

La fibra oscura, entonces, es una fibra óptica que ha sido desplegada pero no se utiliza. Es decir, en caso de una obra o de cualquier otro motivo se ha instalado la fibra en una zona determinada o ciudad pero aún no se ha puesto en marcha o no está en uso. Esto tiene una explicación sencilla. Al abrir una zanja en una calle o en una obra de mayor envergadura para instalar esta fibra óptica, si sólo se instalase la que se va a utilizar en ese momento, cuando su capacidad se quede corta y se necesiten más kilómetros de cable, se tendría que volver a realizar la obra, volver a levantar el pavimento de la calle, volver a instalar el cable de fibra óptica y así demasiadas veces, con los costes que ello implicaría y las incomodidades para todos.

Necesaria, aunque esté en desuso

¿Y por qué se tira una fibra óptica que se va a tener en desuso? Aparentemente, puede parecer inútil que haya millones de kilómetros de fibra oscura y que estén sin usar pero tiene una explicación. Muchos de estos kilómetros funcionan como red secundaria que puede usarse en caso de que la principal tenga algún error o se sature en un momento concreto. Pero otro de los usos más habituales de la fibra oscura es que se han implantado aprovechando obras o trabajos en zonas donde se sabe que próximamente pueden hacer falta. Por ejemplo, en un parque tecnológico en el que se espera que haya muchas empresas que requieran un gran tráfico de datos y que puede que haga falta en un futuro próximo cuando estas lleguen.

Como red secundaria o pensando en las necesidades del futuro, se aprovecha cualquier circunstancia para hacer las instalaciones y seguir añadiendo kilómetros de esta llamada fibra oscura. Pensando en el futuro, pensando en que estos cables podrán ser útiles cuando haya más usuarios en ese espacio o cuando se requiera una mejor velocidad por el aumento de viviendas, de empresas, etc.

La CNMC realiza una analogía válida para este caso, comparando un embotellamiento de tráfico en una vía que une dos ciudades. Si se tienen más carriles y vías alternativas, el tráfico será más fluido. Por eso, entendiendo que en el futuro habrá más conexiones y a más velocidad, esta fibra oscura es una medida de prevención y de previsión a tener en cuenta. En este caso, el operador que posee la fibra oscura es quien cede o alquila la carretera y la empresa compradora la encargada de instalar, en ambos lados de la misma, aquellos equipos que van a servir para el intercambio de datos, como veremos más adelante con el ejemplo de las entidades bancarias.

Fibra oscura en España

Según los datos de la CNMC, hay dos millones de kilómetros de cableado de fibra oscura en nuestro país y la mayor parte de este espacio pertenece a sólo dos empresas. El cableado actual de España, según cifras de finales de 2019, pertenece a la empresa Reintel (propiedad de Red Eléctrica) y a la empresa Lyntia (fondo de inversión Anti Infrastructure Partners) Estas dos compañías tienen más del 90% del mercado de la fibra oscura que hay en nuestro país y tienen el poder de la misma.

Un acuerdo firmado en los últimos meses aclara que Lyntia tiene en exclusiva, a largo plazo, toda la red de fibra óptica oscura de Endesa. Como puedes ver en el gráfico de 2019, la capacidad de fibra oscura por operador se repaete entre muy pocos, siendo Red Eléctrica (Reintel) la principal dueña de los kilómetros en España a falta de tener datos actualizados de 2020.

¿Quién compra fibra oscura?

Cuando pensemos en la fibra óptica no tenemos que pensar únicamente en el uso doméstico que le damos, hay muchas empresas a las que esta fibra oscura les realiza un servicio fundamental ya que pueden comprar vías de esta fibra para interconectar sus diferentes sedes, como los bancos con sus oficinas, sin interferir ni encontrarse con líneas saturadas o más lentas. Así, si una entidad bancaria compra fibra oscura, podrá interconectar sus oficinas y sus sedes centrales de forma fluida y rápida, iluminando una red ya existente gracias a esa fibra oscura adquirida.

Esto además es una oportunidad de negocio para aquellas empresas que hayan tendido la fibra y que sean sus poseedoras. El alquiler o cesión de esta fibra se realiza en bruto, es decir, será el comprador el que decida el uso que le quiere dar y la tecnología de transmisión que quiere aplicar.

¿Cuánto dinero mueve y qué ventajas tiene?

Las decenas de miles de kilómetros de fibra oscura desplegados en España cuestan muchísimo dinero. Y también lo mueven. El negocio de la fibra oscura tuvo una facturación de más de 165 millones de euros en 2018. Las empresas que lo compran para crear sus redes ven en esta fibra oscura una oportunidad de mejorar sus infraestructuras y confían en sus ventajas, como por ejemplo:

  • Máximo control de la red: esta fibra ayudará a las empresas a crear una red y a mantener el control absoluto sobre ella, es decir, al comprar el cableado elegirá la tecnología de transmisión, tendrá el control sobre los equipos que transmitan y, además, no deberá compartirla con otras empresas ni con la competencia.
  • Privacidad: al tratarse de una fibra que no es pública, el comprador final de esta red podrá transferir sus datos de un equipo propio a otro sin interferencias ni problemas de seguridad.
  • Mayores velocidades y transferencias: por estos mismos motivos, cuando una empresa compre este tipo de fibra, la velocidad y la magnitud de las transferencias que haya circular por esa red serán mayores y la empresa podrá optimizar los recursos como mejor le convenga

En conclusión, esta fibra oscura que puede parecer un desperdicio o un derroche a ojos inexpertos resulta una enorme oportunidad de negocio tanto para las empresas poseedoras (por el dinero que ganan con su alquiler) como para aquellas arrendadoras (por las ventajas y comodidades de crear una red punto a punto para sus empresas) y, además, una importante previsión de futuro, ya que la tecnología sigue avanzando y gracias a estos kilómetros de fibra oscura ya desplegados podremos tener capacidad para conducirla. A más carriles, más fluidez, más velocidad y mejor transmisión. Y con esos miles de kilómetros de fibra oscura, los proveedores se han encargado de que tanto el uso doméstico, como el de los parques tecnológicos como el de las empresas particulares pueda quedar satisfecho en el futuro.

Actualizado el 24 de junio, 2022

 

Fuente: adslzone

¿Quién está en línea?

Hay 107 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

13670416
Hoy Hoy 306
Ayer Ayer 1256
Esta semana Esta semana 2764
Este mes Este mes 34659
Total de Visitas Total de Visitas 13670416

Día con más
visitantes

09-26-2022 : 1364

Gracias por su visita