Miércoles, Noviembre 14, 2018

Cambié de PlayStation 4 a PC, y esta ha sido mi experiencia

nvidia-pc-ordenador

El mundo del gaming está evolucionando y creciendo, afortunadamente para todos, pero los dos ‘bandos’ siguen existiendo: videoconsolas y PC. Dos mundos ‘diferentes’, pero que en realidad sirven para exactamente lo mismo. La diferencia está en la experiencia, pero también está en el precio. Muchos de nosotros, los jugadores, arrancamos en videoconsola y en un momento dado –algunos- acabamos pasando a PC. Al menos esa ha sido mi experiencia, y te la quiero contar.

Como muchos de vosotros, yo me enganché a un mando siendo joven, muy joven. Tanto, que en realidad se podría decir que era realmente pequeño. Mi primer mando fue el de una Sega Master System II. Pero lo cierto es que no tuve mi primera videoconsola hasta la Nintendo 64, y fui bastante más consciente de tener una videoconsola cuando llegó la PlayStation One. Eso sí, el juego al que más cariño le guardo, indudablemente, es a Super Mario 64. Y después de esta tuve la PlayStation 2, y después la PlayStation 3, y a continuación la PlayStation 4. Hoy sigo teniendo una.

cpu-procesador

El mundo de los periféricos para ordenador es una delicia. Hay más, y más variados. Pero lo cierto es que en videoconsola no se echa de menos prácticamente nada.

Experiencia y costes ¿qué diferencia a una videoconsola de un PC Gaming?

Dejando a un lado el plano técnico, personalmente haría dos diferencias entre videoconsola y PCexperiencia y costes. Los costes son más altos en PC Gaming, pero siempre y cuando queramos exprimir lo que esta plataforma nos puede entregar. Ahí, precisamente, es donde entra en juego la ‘experiencia’, que puede ser mejor que en videoconsola, pero siempre y cuando estemos dispuestos a asumir los costes más elevados que podemos alcanzar.

‘Enchufar y jugar’, lo bueno de las videoconsolas

Cuando lo que quieres es ‘jugar, y punto’, entonces aprecias que la videoconsola sea tan relativamente sencilla como enchufar y empezar a jugar. Las cosas han cambiado, porque ahora hay que estar casi de forma constante actualizando el firmware de la videoconsola, o descargando una actualización del videojuego, etcétera. Pero sigue siendo más rápido y sencillo, y esto es algo que enamora a los jugadores. Incluso a los de PC, para qué nos vamos a engañar.

Versatilidad absoluta, lo bueno del PC

Pero si realmente quieres la mejor experiencia, entonces es cuando empiezas a detestar las limitaciones de la consola. Está bien ‘enchufar’ y ponerse a jugar. Pero quiero mejores gráficos, quiero usar un shooter con teclado y ratón porque la precisión es infinitamente superior, o sencillamente quiero usar varias pantallas porque me apasionan los simuladores de conducción, y quiero una vista periférica para controlar los retrovisores como si estuviese montado en el coche.

Lo malo de cada plataforma; sí, videoconsolas y PC tienen algunos aspectos negativos

No todo es bueno ni en un campo ni en el otro. ¿Pagar por el online? Suficiente es que los videojuegos cuesten 70 euros, que la conexión a Internet cueste otros tantos, y que además de jugar tenemos que pagar otras muchas facturas y cuentas. El mundo del PC tiene videojuegos más baratos, y además no te obliga a pagar una cuota mensual que, en muchas ocasiones, acaba desaprovechándose de forma total o parcial. En PC hay muchos más parámetros de configuración que permiten ajustar la experiencia de juego hasta grados bastante superiores –y mejores-.

Tener que pagar una cuota mensual por ‘el online’ es un punto muy negativo en videoconsola. Eso, y que los videojuegos cuestan más a pesar de que su rendimiento es inferior.

Mi experiencia tras pasarme de las videoconsolas al PC Gaming

Es una verdad a medias… afortunadamente, ahora mismo dispongo de una PlayStation 4, otra Nintendo Switch y un ordenador que monté por piezas a principios de año. Lo que más utilizo es el ordenador, sin ningún tipo de duda. Y actualmente juego Fornite, PlayerUnknown’s Battlegrounds, Rocket League, Counter Strike, y puntualmente otros títulos como FIFA 18 o Project Cars 2. En videoconsola, ahora, únicamente Overwatchen PlayStation 4-, The Legend of Zelda: Breath of the Wild y también Mario Kart 8 Deluxeen Nintendo Switch, estos dos últimos-.

Me quema bastante tener problemas con el chat de audio cuando toco la PlayStation 4, o cuando me pide actualizar el firmware y el videojuego. En PC, lo cierto es que disfruto de gráficos muy superiores, y la gratificante experiencia del teclado mecánico y un ratón de sensibilidad configurable con botón físico, botones programables, y una precisión infinitamente superior al Dualshock 4. Eso sí, incluso en PC echo mano del mando de PlayStation 4, porque en Rocket League se juega mucho mejor con él.

Ya no pago por ‘el online’ de ninguna videoconsola de forma regular, sólo de forma puntual. Y gasto menos dinero por los videojuegos cuando están disponibles para PC. Los gráficos son infinitamente superiores, y utilizo Skype para las llamadas de voz. Siempre disponible, estable, con buena calidad, y se puede usar desde el móvil. ¿Ha sido un salto con respecto al juego habitual en PlayStation 4? Pues no, pero sí un ‘pequeño paso’ gratificante en muchos matices. ¿Sustituiría la PS4 o la Nintendo Switch, por completo, con el PC? La PS4 quizá sí, pero me perdería algunos videojuegos exclusivos muy interesantes. La Nintendo Switch es ‘otro mundo’, mucho más complementaria. Pero si tuviese que elegir una única plataforma, sí, me quedo con el ordenador.

 

Fuente: adslzone

¿Quién está en línea?

Hay 91 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

12269939
Hoy Hoy 946
Ayer Ayer 1529
Esta semana Esta semana 3646
Este mes Este mes 18860
Total de Visitas Total de Visitas 12269939

Día con más
visitantes

10-19-2018 : 1721

Gracias por su visita