Miércoles, Noviembre 21, 2018

Windows 10 sigue prohibiendo usar estos nombres de archivo, 44 años después

ms-dos

Si pensabas que puedes ponerle cualquier nombre a tus archivos en un ordenador con Windows 10, te equivocas. Hay ciertos nombres reservados, que la compañía de Redmond impide que usemos, como por ejemplo ‘aux’. Y no es algo nuevo, sino que se trata de una decisión que llevó a cabo Microsoft en 1974 y que aún se mantiene en las actualizaciones más reciente de su sistema operativo.

En Windows 10, no puedes llamar ‘aux’ a un archivo, sin importar cuál sea su extensión de formato. Pero tampoco lo puedes llamar de ninguna de las siguientes maneras:

CON, PRN, AUX, NUL, COM1, COM2, COM3, COM4, COM5, COM6, COM7, COM8, COM9, LPT1, LPT2, LPT3, LPT4, LPT5, LPT6, LPT7, LPT8 y LPT9.

Los anteriores nombres están reservados por Microsoft y, como comentábamos anteriormente, tiene que ver con una decisión del año 1974. El problema está en que en UNIX, y sistemas operativos similares, como Linux, consideran todo como un archivo. Por eso, los dispositivos de hardware, en aquel entonces, necesitaban de rutas especiales. En el año 1974, exactamente el mismo concepto fue el que se implementó en el sistema operativo CP/M. Estaba diseñado para ordenadores sin disco duro y con muy poca memoria; se utilizaban multitud de discos y ningún directorio.

01-cpm-boot-screen

No puedes usar estos nombres de archivo en Windows 10 por una ‘mala decisión’ del año 1974

En tanto que no existían carpetas, sino solo archivos, se utilizaba el formato 8.3; es decir, 8 letras para el nombre y 3 para la extensión. Entonces, para intercambiar información entre programas y dispositivos se definían archivos especiales con las denominaciones COM1, COM2, COM3 Y COM4 como puertos de comunicaciones en serie, LPT1 Y LPT2 como puertos paralelos, CON como consola, AUX para dispositivos auxiliares, PRN para la impresión y NUL para descartar la salida.

Algunos años más tarde, en 1980, se desarrolló 86-DOS como copia barata de CP/M; y en este sistema operatvo se heredó ese mismo planteamiento, pero además introdujo la equivalencia entre extensiones. Daba igual la extensión de archivo, que si coincidía el nombre del mismo, se trataba como un igual. Este sistema operativo fue comprado por Microsoft en el año 1981, y renombrado a MS-DOSen su primera versión-. Dos años después se lanzó la segunda versión, ya con soporte para carpetas y jerarquía entre las mismas. ¿El problema? Que para mantener la compatibilidad con MS-DOS 1.0, se mantuvo la denominación de archivos especiales que comentábamos anteriormente.

Más adelante llegó el sistema operativo NT, y de nuevo la compañía de Redmond dio retrocompatibilidad a su software más moderno. Así que, una vez más, se incluyeron los archivos especiales. Y aunque han pasado años, muchos años, Windows 10 sigue basándose en la arquitectura de Windows NT. El sistema operativo ha cambiado mucho, como es evidente, pero se siguen incluyendo los nombres de archivo especiales y, por lo tanto, el sistema operativo impide que el usuario, con el explorador de archivos, pueda usar estos nombres especiales para cualquiera de sus ficheros.

86-dos

Ni siquiera fue una decisión de Microsoft, pero tiene que ver con su historia

El día 27 de julio de 1981 se daba a conocer que Microsoft había comprado todos los derechos del sistema operativo 86-DOS, también conocido como QDOS. Este sistema operativo, como avanzábamos, había sido desarrollado por Seattle Computer Products como alternativa a PC/M, más económica. Por esta operación, la compañía de Redmond tuvo que pagar 50.000 dólares. No obstante, anteriormente habían pagado 25.000 dólares a SCP por una licencia no exclusiva durante diciembre de 1980. Y se hizo para poder portar el sistema operativo al IBM PC.

Microsoft renombró en esta operación, meses antes, el sistema operativo 86-DOS a MS-DOS, y lo licenció a IBM bajo el nombre PC-DOS. La compañía de Redmond tuvo problemas con SCP por esto; de hecho, tuvieron que pagar 1 millón de dólares a SCP, después de haber sido demandados por fraude, en tanto que no habían anunciado a IBM como compañía licenciada. A partir de la adquisición de todos los derechos, Microsoft continuó el desarrollo de MS-DOS de forma paralela, y más adelante Windows NT sobre la misma base.

Por lo tanto, la decisión de prohibir estos nombres de archivo no fue siquiera de la compañía de Redmond, y tampoco de Seattle Computer Products, sino que venía ya heredada, en los años ochenta, del sistema operativo PC/M.

 

Fuenter: adslzone

¿Quién está en línea?

Hay 277 invitados y ningún miembro en línea

Contador de Visitas

12278800
Hoy Hoy 749
Ayer Ayer 1323
Esta semana Esta semana 3242
Este mes Este mes 27721
Total de Visitas Total de Visitas 12278800

Día con más
visitantes

10-19-2018 : 1721

Gracias por su visita